El Cine de Aquí

Revista especializada en los aspectos menos conocidos del cine español

Los dolores de cabeza de las productoras

Moisés Martínez Jover

Reza un dicho español que “eres más raro que un perro verde”. Esta expresión se utiliza para calificar a una persona o elemento con unas características o gustos un tanto raros o distintos al resto. De ahí que el productor de cine Manuel Cristóbal, dándole vueltas a su cabeza y queriéndose diferenciar del resto a la hora de producir películas, eligiera para su productora el nombre de ‘Perro Verde Films’. “Intentamos buscar proyectos un tanto únicos, proyectos que se diferencien de lo que suele haber. Con esos ingredientes sale el coctel de las películas de Perro Verde Films”, explica Manuel Cristóbal. Justamente, las productoras cinematográficas deben tener un toque raro o distinto para distanciarse del resto.

Las productoras son empresas que se dedican a la producción audiovisual. Dependiendo del tipo de producciones (televisión, largometrajes o documentales) por un lado, se encargan de desarrollar los proyectos y por el otro buscan la financiación para el proyecto y posteriormente la comercialización. Los días de trabajo dentro de una productora suelen ser muy largo “vienen definidos según la fase por la que atraviesen nuestros proyectos. Hay épocas de intensa preproducción, otras de rodaje, otras de promoción y otras de distribución”, indica Fernando Díez Varela, productor ejecutivo de la productora ‘Bitart New Media’.

En el caso de productoras pequeñas como es el caso de ‘Cafetico Films’, productora del ilicitano Paco Soto, el trabajo diario es mucho más complicado ya que al realizar producciones bajo crowdfunding las jornadas de trabajo se hacen mucho más largas e intensas. El trabajo diario en la productora Cafetico Films consiste en ponerse en contacto con ayuntamientos, empresas y grandes marcas para que apoyen el proyecto, “buscamos el equipo técnico y artístico idóneo ajustado al presupuesto de la película y damos a conocer en todos los medios el proyecto en el que estamos embarcados”. Así es el día a día de Paco Soto, trabajar, trabajar y trabajar para lograr sacar hacia adelante su primer nacimiento, ‘Operasiones Espesiales’.

Sacar un proyecto a la luz requiere un respaldo financiero muy elevado por parte de las productoras. Para Díez Varela la economía es la principal dificultad de una productora debido a que “son innumerables los problemas con los que contamos pero indiscutiblemente la financiación es el principal problema, sobre todo, para poder llevar a cabo los proyectos con todos los recursos necesarios y la rentabilidad directa de las películas. Ese es el motivo prioritario, pues la recuperación de todo lo invertido se puede dilatar en el tiempo o no llegar nunca”. No obstante, la pregunta que se hace todo el mundo es la siguiente: ¿cómo consigue un productor la financiación? La respuesta la tiene Manuel Cristóbal: “Normalmente trabajas vendiendo distintas licencias de distintos tipos de explotación a diversos distribuidores o televisiones. Nosotros intentamos ver qué proyectos son los interesantes y a partir de ahí optamos a todas las vías de financiación que hay, ya sean públicas o privadas. Obviamente, como públicas hay pues nos inclinamos por ellas. Eso sí, no puedes quedarte solamente en ellas puesto que la financiación pública, a veces, puede distorsionar los proyectos que se van a hacer. Al final, como productor tienes que intentar optar a todas las vías y si existen subvenciones pelear por ellas”.

Con el proyecto encima de la mesa otra de las dificultades con las que cuenta una productora es la toma de decisiones. En la productora ‘Cafetico Films’, Paco Soto indica que las decisiones para producir una película “las tomamos entre los guionistas, que a la vez son productores, y el productor ejecutivo, al igual que ciertas decisiones también las exponemos a los microproductores que tienen voz en ella”. Por su parte, Manuel Cristóbal, socio mayoritario y responsable de ‘Perro Verde Films’, es el encargado de la elección de los proyectos junto a su socia Maria Arochena, encargada del tema financiero. “La elección del proyecto, el casting de los guionistas o el nombramiento del director siempre es tema muy delicado. En cierto modo, vivimos en una industria cultural en la que si quitas la parte industrial haces un producto que no quiere ver nadie y si quitas la parte cultural haces un producto que no tiene alma y que por otro lado tampoco quiere nadie ver. Es un equilibrio. Al final tú quieres hacer la película y un poco son los elementos los que dicen si puedes o no, sobre todo si cierras tu financiación. Yo he tenido proyectos maravillosos que después de estar trabajando dos años en ellos tienes que dejar morir. Es una fase muy dolorosa pero muy necesaria, porque si el mercado no admite ese proyecto será que hay que esperar o no es el proyecto adecuado, por tanto hay que aceptarlo”, asegura.

Otro de los dolores de cabeza de las productoras llega una vez finalizada que la película está preparada para salir al mercado, llamémosle a este problema: distribución. Las distribuidoras son las encargadas de suministrar por toda la geografía española, y parte del mundo, las distintas copias de una película. El problema llega cuando no hay suficiente presupuesto para poder contratar a una distribuidora. La productora ‘Cafetico Films’ vivió esta dificultad en su primer cortometraje. El corto de ‘Tonico el municipal’ “tuvimos que distribuirlo por nuestra cuenta debido a la falta de presupuesto. Para el estreno de ‘Operasiones Espesiales’, al tratarse ya de un largometraje, una distribuidora se encargará de moverlo tanto nacional como internacionalmente”, explica Paco Soto. No obstante, Manuel Cristóbal indica cual es la estrategia a seguir tras muchos años de experiencia. “La distribución televisiva solemos llevarla directamente los productores vendiendo a los canales de pago o en abierto, públicos o privados. Mientras que las ventas internacionales las llevamos a través de una agencia de ventas especializada en tratar con los distintos distribuidores de todo el mundo y que según el perfil de tu película tendrás que buscar un distribuidor con un perfil adecuado”, concluyó.

Manuel Cristóbal: “La competencia hace el premio aún más grande”

Manuel Cristóbal, máximo responsable de la productora ‘Perro Verde Films’, logró el pasado 19 de febrero su cuarto premio Goya en su carrera cinematográfica. Esta vez, bajo la producción de ‘Arrugas’, película dirigida por Ignacio Ferreras y basada en el cómic de Paco Roca. En la XXVI edición de los premios Goya que entrega la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de España, ‘Arrugas’ consiguió un doblete histórico para ellos, Mejor película de animación y Mejor Guión Adaptado, en esta última categoría se impuso a películas como ‘La piel que habito’ o ‘La voz dormida’

1. ¿Qué sensaciones tuviste como productor de ‘Arrugas’ al recibir dos premios en la noche de los Goya?

Es una noche de glamour y de oropel. Son dos años y medio de trabajo muy duro por parte de 300 personas y afortunadamente es un reconocimiento hacia todo ese equipo. Como película de animación ya es el cuarto Goya que recibo y no son las mismas emociones que el primero. Esa noche tuvimos la suerte de ganar el premio a mejor guion adaptado. Fue un momento muy especial, no solo por ganarlo, sino por ganarlo con un nivel tan extraordinario como Pedro Almodóvar, Benito Zambrano e Icíar Bollaín. La competencia hace el premio todavía más grande.

2. ¿La obtención de estos dos Goya son un gran paso para Perro Verde Films y así poder consolidarse entre las más grandes?

Nosotros somos una empresa pequeña y queremos seguir siendo así, siendo agiles. Somos una productora de animación pero no tenemos un estudio. Lo que hacemos es elegir el proyecto y luego buscar el estudio adecuado. Esto nos permite elegir una técnica u otra. Esta semana estuvimos en el Cartoon Movie, el foro más importante de largos de animación de Europa, donde ‘Arrugas’ abrió este evento frente a 700 profesionales de la animación de Europa. Por otro lado, hemos conseguido en este Cartoon Movie de Lyon el premio a mejor productora de animación de Europa, lograr este premio nos hace mucha ilusión. Podríamos decir que es como un espaldarazo a un trabajo que llevamos mi socia y yo desde hace 6 años. Esto nos ayuda a seguir adelante y a seguir trabajando todos los días.

3. Tras el éxito de ‘Arrugas’, ¿Perro Verde Films tiene nuevos proyectos?

Sí, tenemos varios proyectos. Queremos seguir con esta línea de películas como ‘Arrugas’, es decir, dramas en animación con un presupuesto contenido y para un mercado europeo. También queremos seguir haciendo películas para un público familiar ya que creemos que hace muchísima falta y que hay muchísima demanda. Pero, tampoco podemos decir cuáles son los nuevos proyectos porque todavía estamos cerrando algunas cosas. Además, ahora tenemos toda la parte del desarrollo internacional de ‘Arrugas’ que esperamos que sea largo y que empezó con el Cartoon Movie y el próximo día 20 de marzo continúa en Tokio. Ahí seguiremos trabajando.

¿Es el director el enemigo del productor?

Siempre se ha dicho dentro del mundo cinematográfico que productores y directores no se ponen de acuerdo a la hora de tomar decisiones y que las relaciones entre ellos no son las más cordiales. El director novel, Jorge Naranjo, opina de distinta forma, desde sus experiencias vividas. ¿Podría decirse que es una de las excepciones que confirman la regla? “Puede ser que te encuentres con productores que quieren llevar tu idea hacia otro lado, cambiar lo que quieres hacer, o no tratar la película como se merece. A mí no me ha pasado nunca. Siempre he tenido la suerte de trabajar con productores que me apoyaban en todo. Por ejemplo, mi relación con Álvaro Alonso, de ‘Jaleo Films’, es estupenda. Nos llevamos muy bien. Nos respetamos y crecemos juntos siempre que nos unimos en un proyecto. Siempre hay sinceridad, cosa que ayuda bastante. Digamos que somos una extraña mezcla de socios, amigos y co-autores”, indica Naranjo.

El andaluz Jorge Naranjo, director de los cortometrajes ‘Cinco contra uno’, ‘Los niños de Charlot’ y ‘Superhero’, productor también en los dos últimos, conoce de primera mano el funcionamiento de las productoras, sobre todo a escalas menores. “En el fondo, los productores son los que apoyan una idea, la elevan desde una posición creativa-práctica (desde conseguir fondos hasta discutir una trama) y trabajan a fondo para hacerla realidad. Son el lazo entre el autor y el público. El mejor intermediario”.

Con respecto al trabajo de las productoras dentro de sus cortometrajes, Naranjo habla desde la práctica. “En ‘Cinco contra uno’ pagué yo el rodaje, pero ‘Jaleo Films’ se encargó de todas las labores administrativas y del proceso de post-producción. Además, solicitamos ayudas al Ministerio de Cultura y a la Junta de Andalucía. Hicimos el reparto al 50% ya que habíamos puesto la misma suma de dinero por ambos lados. El resultado fue más que satisfactorio. Hicimos suficiente dinero para cubrir gastos y obtener beneficios, cosa que no suele ocurrir con los cortos. Tuvimos y tenemos muy buena relación y, para mí, fue un regalo trabajar con el apoyo de una productora como ‘Jaleo Films’, con una experiencia más que contrastada”, sentenció.

Anuncios

Navegación en la entrada única

Un pensamiento en “Los dolores de cabeza de las productoras

  1. Raymond Berberian en dijo:

    Soy escritor. Tengo tres novelas que podrían interesar a algún productor de cine. Cómo debo hacer para contactarme?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: